La frustración de no conseguir quedarse embarazada

Ser madre es un momento maravilloso de la vida, por lo que cuando estás decidida a serlo y no lo consigues por medios naturales, la frustración de no conseguir quedarse embarazada puede perjudicarte. Tras unos meses de intentos, los nervios afloran, lo que puede provocar que el embarazo sea aún más complicado, al ser un proceso que requiere tranquilidad.
Tanto si es una decisión en pareja como de una mujer soltera, el deseo de la maternidad puede provocar momentos difíciles en los que quizá no se sepa qué hacer para conseguir lo que una quiere. Por ello, en lugar de dejar que la ansiedad se apodere de ti y la frustración haga mella en tu vida, déjate aconsejar por expertos y sigue ciertos consejos que te ayudarán a conseguir lo que quieres: ser madre.
Revisión médica: primer paso
Cuando se plantea un embarazo hay que tener en cuenta ciertas indicaciones que aconsejan los profesionales. Lo primero que debes hacer es someterte a una revisión ginecológica completa para comprobar que, en principio, todo está bien y no habrá problemas si te quedas embazada. Además de la revisión, es importante tener en cuenta una serie de medidas higiénico-dietéticas, como llevar una dieta sana y equilibrada, hacer ejercicio de forma regular y moderada, evitar factores ambientes y laborales tóxicos y no consumir alcohol, tabaco o drogas.
Una vez que se hace la revisión y se han tenido en cuenta estas medidas, debe acudirse al ginecólogo en caso de que se presenten antecedentes reproductivos con complicaciones como abortos, antecedentes personales o familiares de enfermedades genéticas o alguna enfermedad crónica. Teniendo todos estos factores en cuenta es momento de introducirse en el mundo de la maternidad.
Sin embargo, puede ser que, a pesar de haber tomado las medidas anteriores y haber hecho las revisiones necesarias, no se consiga el embarazo solo mediante las relaciones sexuales sin protección.
Aproximadamente, el 85% de las parejas jóvenes y sanas consiguen en el primer año el embarazo. Si esto no ocurre, puede comenzarse un proceso de pruebas para averiguar si hay algún problema y, sobre todo, para conseguir la maternidad. Estas pruebas se realizarán, si es el caso, a los dos miembros de la pareja.
Se puede comenzar por un chequeo de esterilidad: una prueba que consiste básicamente en comprobar si la pareja es fértil o no. Mediante un espermiograma, una prueba que indica la capacidad reproductiva del hombre a través de un análisis de la calidad del esperma, podemos ir excluyendo posibilidades e ir mejor encaminados para conseguir un tratamiento eficaz en cada caso.
Tratamientos para ser mamá
Una vez que se han realizado las pruebas necesarias, hay varios tratamientos de fertilidad a través de los que puede conseguirse un embarazo. Es decir, es muy común sentir frustración al tratar de quedar embarazada y no conseguirlo mediante el método tradicional, pero no debes desesperar, ya que cuentas con expertos en el sector de la fertilidad para ayudarte a cumplir tu sueño de formar una familia.
La fecundación in vitro es la técnica de reproducción asistida más común y empleada. Se estimulan los ovarios para que produzcan óvulos, estos se extraen y se fecundan con esperma y más tarde los embriones son transferidos a la madre o guardados para futuros hermanos o tratamientos si así se desea.
Se puede optar también por la inseminación artificial, que consiste en depositar el semen en el fondo de la cavidad uterina para facilitar el acceso de los espermatozoides a las trompas, donde tiene lugar la fecundación. Este tratamiento puede realizarse de forma conyugal o mediante el semen de un donante.
Por último, existe la posibilidad de adoptar embriones, procedimiento que surge gracias al altruismo de otra pareja que ha donado los suyos, que se implantan en la madre para conseguir el embarazo.
En cualquier caso, es importante que sea un profesional quien determine los pasos a seguir, y cuál sería el tratamiento más adecuado en tu o vuestro caso. Tus posibilidades de cumplir tu sueño de ser madre se multiplicarán, por lo que recuerda: es importante que estés tranquila, que confíes en los mejores profesionales del sector de la fertilidad y confíes en ellos, ya que te ayudarán a conseguirlo.
En la clínica de fertilidad Accuna contamos con grandes profesionales del sector fertilidad, con los que llevamos a cabo estos procedimientos de forma sencilla, segura y profesional. El deseo de la maternidad puede hacerse realidad acudiendo a los profesionales adecuados. No dejes que la frustración por no embarazo te detenga si quieres formar una familia.
Además, el pago de tu tratamiento de fertilidad no será un problema: en Accuna encontrarás facilidades de pago que harán que estés más cerca de cumplir tu sueño. Ponte en contacto con nosotros rellenando este formulario y te informaremos de todo. ¡Te esperamos!



Acepto Política de Privacidad