¿Puede ser la incompatibilidad genética en una pareja motivo para no acudir a la medicina reproductiva?

Esta pregunta se la realizan muchas parejas cuando creen que pueden tener algún tipo de incompatibilidad genética. Hoy en día con los avances de las técnicas de reproducción asistida y de los estudios pre concepcionales, las parejas que acuden a la medicina reproductiva pueden conocer de forma exacta si son portadoras de alguna enfermedad genética.

Actualmente, contamos con herramientas muy valiosas como el test de compatibilidad genética, que consiste en una técnica de última generación a través de la cual podemos identificar más de 500 enfermedades genéticas en la pareja mediante una muestra de sangre de ambos. De esta manera, se conoce la compatibilidad genética que existe entre ellos.

El problema radica cuando ambos progenitores son portadores sanos de la misma mutación genética, por lo que existe la posibilidad de que alguno de sus hijos o hijas nazcan con la enfermedad. Gracias a esta prueba podemos saber con antelación si ambos son portadores y acudir a técnicas de Fecundación in Vitro. Una vez obtenidos los embriones se les realiza un Diagnostico Genético pre Concepción (DGP) para saber cuáles son los embriones sanos y así brindar la seguridad que se transferirán sólo a los sanos.

Así pues, ante la sospecha de una incompatibilidad genética se puede recurrir a las técnicas reproductivas como del estudio genético de la pareja para asegurarnos la posibilidad de salvar las barreras de la incompatibilidad genética en una pareja.

Recuerda que esta y otras dudas que te puedan surgir las puedes resolver con el equipo médico de Accuna. Pide tu cita y coméntanos tus preguntas.

Para conocer los próximos temas de nuestro blog, síguenos en Facebook o Twitter.

Dr. Ricardo Delgado



Acepto Política de Privacidad