¿Cómo se hace la asignación entre la donante de óvulos y la madre receptora? - Accuna

¿Cómo se hace la asignación entre la donante de óvulos y la madre receptora?

El paso que hay que afrontar cuando una paciente receptora valora la ovodonación plantea muchas dudas.

Es frecuente sentir tristeza, culpa, rabia, frustración y miedo tras el diagnóstico. La sugerencia del médico de recurrir a la donación de óvulos. Se produce una ruptura de nuestra imagen ideal de familia. Ya que, creemos que el futuro miembro va a ser el resultado de la combinación de nuestras mejores características físicas y psicológicas. Es por ello que este duelo genético debe romper con creencias, ideales y prejuicios muy arraigados en nosotros antes de tomar la decisión de acudir a la donación de óvulos.

A continuación, resolvemos ciertas dudas que facilitan esta toma de decisión:

EPIGENÉTICA: AMBIENTE Y APRENDIZAJE CONTRA GENÉTICA

Hay estudios que muestran que el VÍNCULO que se forma entre hijo y madre receptora no es resultado de la genética. Viene de la confianza, seguridad y amor de esa relación durante su crianza. Es más, en muchos casos ese vínculo es más potente que en aquellas familias donde se comparte la genética. Es el ansiado y deseado resultado de una larga espera llena de obstáculos y sufrimiento.

En aquellos casos donde lo que preocupa es la desvinculación de la paciente receptora en la genética del bebé, ésta, durante su gestación y crianza, con su alimentación, conducta, estado anímico, etc, es capaz de moldear los genes activos y pasivos que la donante ha transmitido en el proceso. Con lo cual, su papel es determinante en la formación de este nuevo ser humano, su hijo. Los genes son también responsables en la transmisión de las características físicas. Pero la modulación y el tono de voz, los gestos y los movimientos son características aprendidas en casa. Además, los hábitos, aficiones, valores, y formas de entender el mundo, tampoco lo determina la genética, sino el ambiente en el cual es criado el niño.

SALUD DE LA OVODONANTE

Las mujeres que acuden a realizar una donación de óvulos muestran niveles de altruismo muy altos. Eso nos facilita a muchas de nosotras ser mamás. La donante debe cumplir con una serie de requisitos por los que nuestros equipos humanos velan.  La edad de la donante deber estar entre los 18 y 32 años, tener una estatura mínima de 155 cm y tener un índice de masa corporal de entre 18 y 25. Nuestro equipo multidisciplinar evalúa rigurosamente a todas las candidatas. Evaluación y entrevista psicológica, evaluación médica (exploración ginecológica completa: citología, ecografía, recuento folicular, etc), cuestionario sobre antecedentes familiares, evaluación de enfermedades infecciosas más frecuentes, estudio genético para descartar, en la medida de lo posible, las enfermedades hereditarias más comunes, grupo sanguíneo, Rh, hemograma completo, cariotipo, … Todo ello nos acerca a cumplir nuestro objetivo: traer al mundo a un bebé sano.

ASIGNACIÓN PERSONALIZADA ENTRE LA DONANTE DE ÓVULOS Y LA MADRE RECEPTORA

La legislación española contempla los criterios que se deben seguir en la selección de la donante. Este emparejamiento entre receptora y donante debe tener la mayor similitud fenotípica (raza, color de piel, color de ojos, color de pelo, …) e inmunológica (grupo sanguíneo y Rh).

El departamento de donación, durante el tiempo previo de preparación, selecciona a la donante en base a unos filtros determinados: Grupo sanguíneo, estatura, peso, raza, color de piel, de ojos, tipo de cabello, etc. De esta forma se consigue el nacimiento de un bebé con parecido físico similar al de la receptora. A continuación, evaluamos si hay compatibilidad genética con ella y su pareja si la tuviera. Por eso, si no hubiera compatibilidad genética (TCG), algo poco probable, buscaríamos a otra donante de ese grupo anteriormente preseleccionado que sí tuviera compatibilidad para iniciar su estimulación en el ciclo real deseado.

El test de compatibilidad genética nos ayuda a descartar a aquellas donantes que coincidan con la pareja de la receptora en la misma alteración genética para poder evitar el nacimiento de un niño enfermo. Esperamos que este post te haya ayudado a estar más cerca de cumplir tu sueño de formar una familia.

Ana Paula Cerdán, psicóloga de Accuna.



Acepto Política de Privacidad