¿La medicación de un proceso de fertilidad tiene efectos secundarios?

Las Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS)

¿Qué son las ETS?

Las Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS) son infecciones que se transmiten de una persona a otra, a través de la  relación sexual (vaginal, oral  o anal) sin protección, también por transmisión de madre a hijo, durante el embarazo o el parto, por transfusión de sangre (menos frecuente) y consumidores de drogas inyectables.  Estas enfermedades están provocadas por diferentes tipos de  virus, bacterias y/o parásitos.

La manera de transmisión puede ser:

Por fluidos, durante las relaciones sexuales sin protección. Por contacto directo, de una persona que tiene lesiones, verrugas  o heridas el germen pasa a la otra persona por el roce o contacto con estas lesiones.

¿Cuáles son las más frecuentes?

Las enfermedades más frecuentes son el virus del papiloma humano (VPH), Clamydia, Sifilis, Gonorrea, Herpes y VIH (Virus De La Inmunodeficiencia Humana) que provoca la enfermedad de SIDA.

Todas las ETS se pueden prevenir, diagnosticar y tratar. Algunas de ellas también se pueden curar.

¿Cómo se previenen?

Uno de los aspectos más importantes es el tener la información necesaria y actualizada sobre estas enfermedades.

  • La correcta utilización del preservativo masculino o femenino, en cada relación sexual.
  • Conocer las vacunas existentes contra alguna de estas enfermedades.
  • Someterse a las pruebas diagnósticas en caso de sospechar que se padece alguna ETS.
  • La mayoría de las ETS se pueden prevenir utilizando un preservativo durante toda la duración de la relación sexual.
  • También existen vacunas, como por ejemplo la de la Hepatitis B y la del virus papiloma humano (VPH).

Es importante concienciarse de la prevención de estas enfermedades,  algunas ETS tienen consecuencias para la salud sexual y reproductiva.

  • Dolor crónico en la pelvis
  • Aborto ectópico
  • Infertilidad masculina y femenina.
  • Problemas neurológicos.

¿Cómo se diagnostican?

Existen pruebas diagnósticas precisas para las ETS, los resultados se obtienen en pocos días.

Los signos y síntomas a través de los cuales podemos determinar que existe una infección pueden ser:

  • Ulceras: en genitales, ano o boca.
  • Verrugas genitales.
  • Dolor: durante las relaciones sexuales, en la zona inferior del abdomen o inflamación en las ingles.
  • Flujo: salida de flujo por los genitales o ano, tanto en hombres y mujeres.

¿Cómo se tratan?

Dependiendo de la ETS, existen diferentes tratamientos

  • Antibiótico, para las ETS causadas por bacterias, hongos o parásitos.
  • Antivirales, para ETS causadas por virus, estas infecciones no son curables, el tratamiento sirve para paliar los síntomas y frenar el avance de la enfermedad.

Cada año aumenta la población  que contrae una infección de transmisión sexual .Desde los principales organismos de la salud nos advierten de la importancia de la prevención de las ITS.

Se recomienda la información y la correcta utilización del preservativo como medio de protección.

En caso de duda, acudir al ginecólogo y acceder a realizar las pruebas pertinentes para la detección correcta de ETS.

Almudena Marbeuf

Enfermera de Accuna



Acepto Política de Privacidad