tampón vs copa menstrual

¿Tampón vs copa menstrual? Ventajas e inconvenientes

1. El uso del tampón.

¿Sabías que un mal uso de los tampones nos puede causar infección bacteriana?

Hay que respetar las horas de su cambio, normalmente no superar las 8 horas y usar el aconsejado en cada ocasión. Es decir, más absorbente al inicio de regla y menos cuando la estemos terminando. Dejarlo demasiadas horas e incluso olvidarte que lo llevas puesto y que pasen días podría dar lugar a éste tipo de infección que suele cursar de la siguiente forma:

  • Fiebre alta
  • Vómitos
  • Mareos
  • Dolor muscular
  • Diarrea

También deberías saber que el uso del tampón podría causar reacciones alérgicas. ¿Cómo reconocer los síntomas? Verás, puedes llegar a sentir picor, irritación, escozor, quemazón en la zona genital.

Por otro lado, también tiene sus ventajas. Por ejemplo, cuando llega el verano y decidimos ir a la playa o piscina no se moja puesto que queda insertado en el canal vaginal. A la hora de hacer deporte también es más cómodo, y ni qué decir a la hora de usar ropa más ajustada o bañador. Otra ventaja sería el olor menstrual puesto que eso sólo ocurre con otros métodos como las compresas ya que éste olor se produce cuando la sangre menstrual está en contacto con el aire exterior.

2. ¿Qué debemos saber sobre la copa menstrual?

A diferencia del tampón, la copa menstrual no da lugar a  la sequedad de la mucosa vaginal evitando así  la proliferación bacteriana. Es una  solución sana e higiénica, creada con materiales que no desprenden sustancias tóxicas y es inocuo para nuestro organismo.

Existen en el mercado tres tipos de copa vaginal :

  • Látex
  • Silicona
  • Plástico quirúrgico

Éste sistema no absorbe el sangrado menstrual como el tampón, si no que dicho sangrado es depositado en la copa y se ha de vaciar. Lo  puedes  llevar  hasta 12 horas, ya que tiene una capacidad de 30 ml , que es la tercera parte del volumen de sangre medio que se pierde en la menstruación .

Es reutilizable y con el mantenimiento adecuado pueden durar varios años. Tras su uso en cada regla hay que lavar con agua y jabón hirviendo finalmente para su esterilización.

¿Cómo se usa la copa menstrual? 

La copa menstrual se  inserta en la vagina doblándola varias veces e  introduciéndola. Una vez dentro ha de desplegarse de manera correcta en el cérvix (cuello uterino), asegurándonos que no ha quedado fuera, de lo contrario podrían haber pérdidas de sangre.  

Nos aseguramos que está bien insertada girándola 180 º (media vuelta)  una vez está dentro y pasando el dedo por los bordes para asegurarnos que no hay dobleces. Si esto sucediera, la sacamos y volvemos a introducir siguiendo los mismos pasos.

En ocasiones puede ser algo “complicado”  de quitar, puesto que si no se hace correctamente, el vacío que se forma dentro de la vagina puede llegar a ser incómodo.

Por último, debemos decir que en algunos casos extraños la copa menstrual puede disminuir la eficacia del dispositivo intrauterino, desplazándolo al retirar la copa.

Después de haber visto las ventajas y desventajas de cada método, tú decides cual es para ti el más cómodo y práctico. Ante cualquier duda podrás  consultar con nuestros ginecólogos. Desde accuna estaremos encantados de poder ayudarte.

Raquel Molina. 

Para conocer los próximos temas de nuestro blog, síguenos en facebook o twitter.



Acepto Política de Privacidad